We use cookies to personalise content and ads, to provide social media features and to analyse our traffic. Read more…
Saturday
21
APR

Taller "Ho'oponopono iluminando mi vínculo con mi niño interior"

10:00
14:00
ReconoSERte
Event organized by ReconoSERte

Get Directions

Category
#var:page_name# cover

“La desconexión del Niño Interior con el Adulto no existe, esta separación esuna ilusión, pues no estamos separados. Cuando empiezas a expresar, ser y encarnar a este niño, lo que queda es tu verdadera esencia, tu yo real, la expresión juguetona que eres. Tu verdadera naturaleza divina infantil. Tú eres el niño. Tú eres el amor.”

- EL ARQUETIPO DEL NIÑ@ INTERIOR.
La etapa más importante es la de niño, dura hasta los cinco años (algunos autores la sitúan hasta los 16 años) y durante ése periodo, aprendemos prácticamente todas nuestras pautas de comportamiento para el futuro, relacionados con nuestras actitudes frente al amor, la auto-estima, como “manejarnos” en nuestras vidas afectivas y la relación con nuestros padres. Ese “personaje” que se crea lo llamamos el “niñ@ interior” y se manifiesta en múltiples ocasiones en nuestro día a día. Cuando ese niño interior ha sido cuidado y mimado y es sano, sabemos recibir amor, tenemos auto-estima y tenemos una relación sana con nuestros padres y hermanos.

Es importante recalcar que ese niño interior no es una figura abstracta. Como nos comportamos ahora, está marcado por lo que ocurrió en la etapa desde la concepción hasta cuando cumplimos los 5 años más o menos.
Somos muchos los que llevamos dentro un niño perdido y solitario que se siente tremendamente rechazado, la baja autoestima, la sensación de inherente imperfección e indignidad, es una experiencia común entre los que hemos sido maltratados, así como también para aquellos que han acabado con enfermedades como el alcoholismo, dependencia química, codependencia, un desorden alimentario o una afección similar.

Quizás el único contacto que hayamos mantenido durante largo tiempo con nuestro niño interior haya consistido en reñirlo y criticarlo. ¡Y después no entendemos por qué somos desdichados! No podemos rechazar una parte de nosotros mismos y seguir manteniendo nuestra armonía interior. El proceso de sanar incluye el hecho de volver a unir todas las partes de nosotros mismos para poder alcanzar la plenitud.

Acceder a nuestro niño interior cada vez que nos sintamos bajos de estima es un excelente recurso para subirla al instante y sentirse por unos días libres y felices. Cuando no sepan lo que ocurre en su vida, o bien si en algún momento se siente triste y no sabe cuál es la razón, lo primero que debe hacer es visitar a su niñ@ interior. Una vez lo encuentre podrá hablar con él y preguntarle directamente que es lo que le ocurre y por qué se siente de esa forma. Quizás su niño solo necesite un abrazo por parte de usted o bien un tiempo para que puedan jugar ambos, de todas maneras, en sus conversaciones privadas, él le dirá lo que usted necesita, que es exactamente lo que su niño interior necesita y le pide.

El no sanar nuestro niño interior no nos permite co-crear la realidad que ansiamos y soñamos profundamente para nuestras vidas. El camino de la sanación y curación nos toma el tiempo que nosotros decidamos. Sabemos que éste no es un sendero sin temores y ansiedades, pero sabemos también que somos capaces de atravesarlo y que podemos manejar la emoción que rodea a la sanación de nuestro niño herido, y lo que quizás sucedió en nuestra infancia. Es poco probable que podamos iniciar una vida en equilibrio y exitosa como adultos si no hemos sanado las heridas de nuestro niño interior. Cuando tu niño interior llegue a ser íntegro, entonces tú comienzas a sentir un poco de paz.

Cuanto más heridas y dolores de tu niñ@ interior sanes y lleves a tu corazón, tanto más crearás tu propia realidad (la realidad que anhelas), tanto más divinamente poderoso te volverás, porque no te hallarás entorpecido siempre por tu niño interior buscando ser sanado. Así también te volverás más auténtico, serás más fiel a lo que realmente eres, y con la autenticidad viene el poder, un poder pacífico, profundo y significativo que te impulsará hacia un mundo en el que tus sueños se manifiestan con mayor rapidez, los sueños que realmente estás buscando y que verdaderamente quieres vivir.

La inversión es de $450. Recuerda inscribirte con $200 y el resto lo liquidas el día del taller.

Te acompaña en esta experiencia Rodrigo Negrete, terapeuta holístico.